pixelatl
 

Kidscreen Summit 2017

18-02-2017 - Staff Pixelatl

Kidscreen Summit 2017

Bitácora | Reseñas


Este año, tal como hemos venido haciéndolo desde el 2013, participamos en el Mercado Kidscreen. Pero esta edición fue especial para México: en primer lugar por la presencia por primera vez de una delegación mexicana con la participación de 9 estudios, y en segundo lugar porque un estudio mexicano captó la atención de la comunidad internacional al lanzar una importante propiedad: la serie Cleo y Cuquín de Anima Kitchent.

Cleo y Cuquín es una serie basada en los personajes de la legendaria “Familia Telerín”, creada por los hermanos Moro Escalona en los 1960. Siendo originalmente una cápsula musical para indicar el fin de la barra infantil cada día (en aquel entonces no había canales exclusivos para niños), la propiedad tuvo diversas versiones a lo largo de los años, incluyendo un cómic, así como una buena presencia en diversos países de América Latina.

Ánima y sus divisiones tenían ya algún tiempo trabajando en esta propiedad. Las cápsulas musicales en Youtube alcanzaban varios millones de vistas, por lo que al cabo se logró obtener el financiamiento para producir la serie animada, que se presentó en KidScreen a todo lo alto. ¡Felicidades!

Además de compartir esas dos buenas noticias, en este espacio queremos también registrar algunas observaciones e insights que notamos, tal como últimamente intentamos hacer en nuestras visitas a eventos, mercados y estudios de otros países, de modo que los aprendizajes y reflexiones puedan extenderse.


Tendencias internacionales

Este año se hablaron de varias tendencias dentro de este mercado importante. La primera tiene que ver con la música. Ya sabemos que a los niños les encanta cantar, bailar y escuchar canciones que repiten sin cesar. En años anteriores las propiedades con música (sobre todo para preescolares) habían quedado un poco de lado… pero este año se volvieron tendencia: muchos de los nuevos contenidos que se están desarrollando incluyen música pegajosa.

La razón aparente es que, en el actual ecosistema multiplataforma de consumo de contenidos, la música es una herramienta de engagement con la propiedad (es decir, que provoca “fidelidad” en la audiencia), pues los niños pueden seguir escuchando la música fuera del programa y continuar interactuando con sus personajes… Así que, aún si el show no tiene espacio para números musicales, los canales adicionales, como YouTube o las redes sociales de la serie, tienen a los personajes interpretando canciones, conocidas o nuevas.

Por cierto, es interesante ver cómo a veces los niños, cuando tienen la posibilidad de elegir la parte que más les gusta de un capítulo de una serie, buscan la parte donde esqueletos bailan o los personajes hacen una coreografía.

Otra reflexión interesante, tiene que ver con la necesidad que tienen los niños de verse reflejados en las propiedades que consumen: ya no es suficiente tener un héroe masculino o una familia feliz que sea el centro de la historia, ahora los pequeños buscan en internet o en plataformas SVODs un espejo en el cual se puedan reflejar. Basta recordar el éxito de Dora, que es mujer y latina (aunque también puede ser india, hispana, mulata, o hasta oriental). Ahora cada vez hay más protagonistas femeninas y temas que son la cotidianidad infantil.

Finalmente, vale la pena mencionar la continua proliferación de nuevas plataformas para consumir contenido. Las propiedades ya no sólo son series y juguetes, ahora también son libros, apps, canales de YouTube, videojuegos, cómics, y realidad virtual, que está empezando a permear a los niños. Las propiedades ya no se pueden crear para un solo medio. Desde la creación hay que partir con una concepción de 360 grados de los diferentes puntos en lo que las audiencias interactuarán con ella.

Estas tendencias representan una gran oportunidad para México y América Latina… No tenemos contenidos que hablen de nuestro entorno o de los animales que nos rodean... ¡es el momento de empezar a crear cosas que nos sean comunes, pero con temas universales que puedan viajar a otros países! Es interesante que las series de Tanzania en Swahili se consuman en Estados Unidos y en Europa por niños y adultos que quieren aprender la lengua. Imaginemos el potencial que tienen los contenidos latinos con 19% de los niños de Estados Unidos siendo de origen hispano, además de los millones de niños que hay en América Latina.


Este año Kidscreen se realizó nuevamente en Miami, Florida, con una participación récord de más de 1,800 delegados de más de 50 países, con un incremento notable de participantes de América Latina, Reino Unido, y Asia. Muchos de los ejecutivos que estuvieron impartiendo conferencias, han participado como asesores o viendo proyectos en la Cumbre Ideatoon que este año se celebrará en Cuernavaca, Morelos del 5 al 10 de Septiembre 2017 (¡y que pinta para ponerse más buena que nunca!).

* Las imágenes que ilustran este artículo, fueron tomados del Instagram y del twitter de Kidscreen.


Anterior en la bitácora Siguiente en la bitácora



Share Share Share